sábado, 3 de junio de 2017

Jugando al escondite con las nubes por Jábaga

Hoy era uno de esos días que estaba cantado que nos mojábamos pero que ninguno lo queríamos comentar ni reconocer... Habíamos quedado con Angel Luis, un colega de El Teclas, en el pinar de Jábaga y hacia allá hemos puesto el rumbo.
Después de sendear por la zona nos hemos dirigido al Merendero de Jábaga, donde ya hemos comenzado a ver serios nubarrones. Tratando de evitarlos y con la nube en los talones, nos hemos vuelto por la pista hasta Chillarón pero allí, como dice El Brigadier -que sabe de estrategia militar-, la nube nos ha hecho la envolvente y nos ha alcanzado.
La vuelta a Cuenca la hemos hecho con lluvia por el carreterín de Nohales, de nuevo con varios frentes rodeándonos por todas partes. En total, 41 kms aprox.
Pero en fin, si nos paramos a pensarlo lo que caía era solo agua.
Hasta pronto.
ABrz



No hay comentarios:

Publicar un comentario